Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Está usted en:

  1. Home
  2. Actualidad
  3. Noticias

Noticias

Comienza el contenido principal

5 de Noviembre de 2021

Goirigolzarri: “Tenemos que ser mucho más ambiciosos en el impulso a la Formación Profesional en nuestro país”

El presidente de CaixaBank advierte de que “nos encontramos ante una oportunidad única para potenciar de una forma definitiva la FP dentro de nuestro país”.

El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, ha advertido este jueves de que “nos encontramos ante una oportunidad única para potenciar de una forma definitiva la FP dentro de nuestro país” y ha pedido “ser mucho más ambiciosos” en el impulso de la Formación Profesional como modo de superar retos persistentes del pasado y afrontar el proceso de transformación tras la crisis de la Covid-19.

Goirigolzarri ha intervenido en el 7º Congreso de Formación Profesional organizado por la Asociación de Centros de Formación Profesional FPEmpresa y CaixaBank Dualiza en Toledo, en el que ha ofrecido una ponencia sobre 'La nueva economía y la Formación Profesional'.

En su exposición, ha destacado que la FP se presenta como herramienta clave para afrontar el desempleo de larga duración, el paro juvenil o la situación de jóvenes que no trabajan ni estudian..., pero también cuenta con capacidad suficiente para hacer frente a los nuevos desafíos provocados por la pandemia de la Covid-19.

De hecho, Goirigolzarri ha subrayado que “si hasta ahora la empleabilidad era la característica principal de la FP, a partir de ahora, hemos de centrarnos en su capacidad para adaptarse a un entorno, a un mundo empresarial y a una economía cambiante”.

Esos cambios, según ha expuesto, vienen en parte producidos por el “shock excepcional” que hemos soportado con la pandemia, que ha afectado “al ámbito económico, donde sufrimos una caída de la producción nunca vista en los últimos 80 años, al empresarial y, por supuesto, al social”.

En ese último punto, ha querido resaltar los efectos a corto plazo “mitigados por medidas excepcionales como los ERTEs, ICOs o moratorias”, pero también los estructurales, al haber acelerado “las tendencias que ya existían con anterioridad como son la digitalización y la sostenibilidad medioambiental”.

Para afrontar ese proceso, el presidente de CaixaBank ha insistido en que “la transformación pasa necesariamente por una mayor integración de formación y empleo” y por el papel que han de desempeñar la FP y la FP Dual al constituir “la mejor herramienta para mejorar la capacitación y la empleabilidad de las personas”.

Respecto a la FP Dual, ha querido mandar un mensaje de responsabilidad a las empresas pidiendo que sean “mucho más protagonistas”, colaborando con el mundo formativo “para adecuar la formación a las necesidades laborales” y comprometiendo “una inversión continua para formar a los trabajadores”. “El desafío no es menor”, ha remarcado, “ya que, según el proyecto impulsado por el Gobierno, España 2050, se necesita actualizar las competencias de al menos un millón de trabajadores cada año”.

Afrontar los cambios pendientes

Es en este punto donde el presidente de CaixaBank, no obstante, ha mostrado su optimismo ante la nueva Ley de FP, que permite agilizar procedimientos de acreditación de competencias, pero sobre todo por la oportunidad de afrontar todos los cambios pendientes de nuestro sistema contando con “medios excepcionales” como son los fondos Next Generation, “fondos externos y excepcionales” para salir de una crisis con una transformación de nuestra economía.

Pese a todos los retos pendientes, Goirigolzarri ha mostrado su satisfacción por lo conseguido en estos últimos años por la Formación Profesional, resaltando que “la FP ya es una realidad gracias al buen hacer de la administración pública, de quienes empujamos por su fomento y, sobre todo y muy especialmente, por los profesionales educativos”.

En ese punto, ha querido constatar que CaixaBank seguirá apoyando la Formación Profesional a través del programa Dualiza y bajo la marca CaixaBank Dualiza, un programa que en cinco años de existencia ha beneficiado a 21.000 estudiantes, 2.500 empresas y 1.250 centros educativos.

Fin del contenido principal